Las investigaciones más recientes sugieren que el aceite de cannabidiol (aceite de CBD) puede ayudar a tratar la artritis. La Artritis Reumatoide es una enfermedad que en la actualidad afecta a más de 200.000 personas en España. Es mayor el porcentaje de mujeres que hombres que la padecen y suele comenzar a una edad mediana, siendo más común entre los adultos mayores.

Existen recientes investigaciones que prueban las propiedades terapéuticas del CBD. El aceite es una de las formas más seguras de tomar cannabis con fines terapéuticos. En algunos estudios se obtiene que el CBD presente en la planta del cáñamo es capaz de mejorar los síntomas y reducir dolores de muchas enfermedades, entre ellas la artritis. También el aceite de CBD ofrece en sí mismo un alivio natural al dolor y relaja los músculos.

¿Qué es la artritis?

La artritis reumatoide es una enfermedad inflamatoria crónica. Esta enfermedad autoinmune, se caracteriza por la afección simétrica de múltiples articulaciones, causando gran dolor en el cuerpo, además produce inflamación y rigidez en las articulaciones. Suelen verse afectados por esta afección las manos, las muñecas y los pies. Además las personas que sufren esta enfermedad presentan diversos síntomas generales inespecíficos en otras partes del cuerpo, como pérdida de peso por la falta de apetito, o fatiga. Sin el tratamiento adecuado, la enfermedad puede causar, en fases avanzadas, importantes limitaciones físicas, así como el deterioro de la calidad de vida.

La AR se manifiesta principalmente por dolor y rigidez o dificultad de movimiento en diferentes articulaciones. Además existen unos síntomas generales que preceden a las manifestaciones articulares y se mantienen durante la evolución, entre ellos están el cansancio general, sensación de malestar, fiebre ligera, falta de apetito y pérdida de peso corporal. También puede darse el caso de que una vez avanza la enfermedad aparezcan manifestaciones extraarticulares, que afectan a la piel, los vasos sanguíneos, el corazón, los pulmones, ojos y sangre.

¿Por qué funciona para tratar la artritis?

El aceite de CBD es un ingrediente medicinal que deriva del cannabis. Gracias a los recientes estudios se cree ampliamente que el CBD es responsable de controlar nuestra respuesta inmunológica, lo que ayuda a prevenir la producción excesiva de sustancias químicas inflamatorias dentro de nuestro sistema.

Además el CBD actúa como analgésico, gracias a sus propiedades antiinflamatorias, aliviando el dolor, ayudando a reducir la inflamación y devolviendo el apetito del paciente. Lo que supone una mejora general de la salud, permitiendo a las personas estar más activas.

Los cannabinoides como el CBD son útiles para tratar la AR, al tratarse de una enfermedad autoinmune y los cannabinoides actúan modulando la actividad del sistema autoinmune. El Sistema Endocannabinoide regula la actividad del sistema inmunitario y en las enfermedades autoinmunes puede disminuir la actividad del sistema, con el efecto inmunodepresor, que es el responsable de la mejora.

Según un estudio publicado en las Actas de la Academia Nacional de las Ciencias de Estados Unidos (PNAS) del año 2000, se indujeron de manera artificial síntomas de artritis en varios ratones. Estos animales fueron tratados como CBD, este fue administrado tanto por vía oral como por inyección y se obtuvo que el CBD ayudó a retrasar  la progresión del daño a las articulaciones.

La ventaja que nos aportan los cannabinoides es que con la misma familia de moléculas se pueden tratar multitud de síntomas en los pacientes, facilitando la tolerancia del tratamiento. Además la baja toxicidad nos asegura la ausencia de efectos secundarios, que pueden ser graves para los pacientes, por lo que pueden ser una herramienta muy útil para pacientes con AR.

¿Qué beneficios aporta el uso del CBD?

  • Alivia el dolor.
  • Disminuye los efectos secundarios de otros tratamientos tradicionales para la artritis.
  • Reduce la necesidad de opiáceos.
  • Mejora la movilidad.
  • Aumenta el apetito.

Dosis de aceite de CBD indicada para tratar la artritis

Cada persona es diferente y por esto la reacción de cada uno al CBD también lo es. Las dosis serán diferentes, dependiendo del porcentaje de CBD que se utilice. El promedio indicado es de 25mg de aceite de CBD al día para  la mayoría de las personas, señalar que 25mg son 25 gotas de un aceite de CBD de 3% y en el caso de un aceite de CBD de 10% serían 6 gotas aproximadamente. Es cierto que, para los síntomas fuertes puede incrementarse lentamente la dosis a partir de una semana.

El efecto analgésico es muy importante para los pacientes, ya que en la artritis el problema es inflamatorio lo que conlleva un grado de dolor variable, que puede ir de moderado a severo en algunos casos.

Por último, es aconsejable realizar el tratamiento bajo control de un médico con conocimientos sobre el cannabis. Aunque carece de toxicidad significativa, puede estar contraindicado en menores y en personas con afecciones cardiovasculares. En ningún caso, los productos comercializados serán sustitutivos por tratamientos médicos indicados por profesionales autorizados.